Óyeme con los ojos


Las siguientes palabras deben ser leídas con lentitud: “Ñawiykikunawan Uyarimuway”. No hay error. En quechua significan: “Óyeme con los ojos”.

Oír con los ojos es registrar al otro, respetarlo, descubrirlo en su maravillosa singularidad, honrarlo.

Asomarse a ese universo que es cada persona y, al mirarlo, escuchar esa nota única, irrepetible, inédita que emite cada ser al reír, al hacer, al llorar, al cantar, al danzar…al vivir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada