PLEONASMO


Perpetrado por Oskarele

“Cállate la boca”, “hipotético supuesto” o “Te vas a casar con otro que no soy yo” (El Fari)… El otro día estuvimos hablando por aquí de los oxímoros, formas retoricas en las que se combinan dos palabras contradictorias entre si, dando con la unión un significado nuevo (por ejemplo, “un silencio atronador”). Pues bien, lo contrario a un oxímoron es lo que se conoce como un pleonasmo, que viene a ser una expresión en la que aparecen uno o más términos redundantes como, por ejemplo, “lo vi con mis propios ojos”, pero que matizan y modifican el significado de lo dicho.

El diccionario de la RAE lo define así:

1. m. Ret. Figura de construcción, que consiste en emplear en la oración uno o más vocablos innecesarios para que tenga sentido completo, pero con los cuales se añade expresividad a lo dicho.

2. m. Demasía o redundancia viciosa de palabras.

Etimológicamente hablando, procede del griego “pleonasmos”, derivada a su vez de “pleon”, que significa “pleno, mucho”.

Está relacionado con otras formas lingüísticas, como lo que se conoce como “batología”, un vicio lingüístico consistente en repetir vocablos de manera inmotivada o enojosa; por extensión, incluir en una frase palabras que significan lo mismo o que están implícitas (subir), diferenciándose en que el pleonasmo es una figura de construcción en que se usan palabras innecesarias, pero que dan fuerza o gracia a la expresión. La frontera entre ambos conceptos es difusa, y a veces difícil de delimitar.

Os dejo varios ejemplos:

“El hombre gordo es mucho hombre y grande hombre en el peso y en la medida, no en el valor; porque en el que es abundante de persona la vida está cargada y la mente impedida; y como sus acciones obedecen perezosas a su demasía de cuerpo, así sus sentidos no pueden asistir desembarazados al dictamen del juicio…” Francisco de Quevedo, Vida de Marco Bruto

“Hoy es siempre todavía”, Antonio Machado

“Estoy muy contento de que se publique en España una revista tan universalmente conocida en todo el mundo “. Francisco Franco, refiriéndose al Reader Digest.

Un ejemplo célebre de pleonasmo es la frase del torero español Rafael Guerra: “Lo que no puede ser no puede ser, y además es imposible.”

O todos estos, muy comunes en el habla cotidiana, muchos de ellos más cerca de las batologías que de los pleonasmos: Funcionario público, accidente fortuito, actualmente en vigor, beber líquidos, buena ortografía (entendida como “buena escritura”), caída accidental, deambular sin rumbo, el protagonista principal, falso pretexto, favorito a priori, hijo varón, resultado final, rodeado por todas partes, sorpresa inesperada, testigo presencial, utopía inalcanzable, yo personalmente…

Mas info y fuentes por aquí: http://buscon.rae.es/draeI/SrvltGUIBusUsual?LEMA=pleonasmo, aquí: http://etimologias.dechile.net/?pleonasmo, aquí:http://www.wikilengua.org/index.php/Pleonasmo, aquí: http://retorica.librodenotas.com/Recursos-estilisticos-semanticos/batologia-o-pleonasmo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada