"ESTOY EN BABIA"


Su significado es hallarse distraído y embobado, y con el pensamiento muy distante de lo que se está tratando.

Sbarbi, en su Florilegio de refranes, afirma:

«Entiéndese comúnmente por Babia el país de los tontos. Por eso se dice que está en Babia el que se halla completamente distraído o alelado.»

Según otra versión, la frase estar en Babia deriva de la palabra baba, así opina Sbarbi en su Gran Diccionario de Refranes. Esta misma opinión comparte Cejador, cuando, en una de las notas al Libro de Buen Amor, del Arcipreste de Hita, sostiene que la voz bovaquia (altanería boba) empleada por el Arcipreste, la de bavequia (usada en el Poema de Alejandro y en los Milagros de Berceo) y las de babieca, babieco y Babia proceden todas ellas de la palabra baba y aluden a los bobos, a quienes se les cae.

La versión más moderna que conoce Iribarren es la siguiente:

«¿Que por qué se dice estar en Babia cuando se está como ausente o ajeno a lo que sucede en torno? Verás, lector. Parece que los reyes de León gustaban, como gente fina que eran, de pasar largas temporadas de verano en Babia, cuando todavía los duques de Luna no habían fijado allí su puesto de mando para expoliar el país. Babia era una región placentera, bien abastada, bien comunicada, guardada por gente pacífica e hidalga, leal al rey y, entonces, con buenos cazadores de osos, corzos y jabalíes. Ordoños, Ramiros, Alfonsos y Fernandos se encerraban en Babia muchas veces, huyendo de las intrigas de la Corte y de las ambiciones de nobles y prelados empeñados en instaurar la modalidad feudal. A veces los fieles súbditos leoneses echaban de menos a su monarca ausente, mientras las intrigas repetían: "El rey está en Babia." y con esto daban a entender que Su Alteza no quería saber nada de nada. Desde entonces, «estar en Babia» se dice de un estado psicológico que está entre el «dolce far niente» y el «no quiero saber nada».

Fuente: http://www.erroreshistoricos.com/curiosidades-historicas/origen/709-origen-y-significado-de-estar-en-babia.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada