CIRCULOS VICIOSOS

Perpetrado por Oskarele

Un dialelo es una estructura lógica que consiste en una petición de principio (Petitio principii) con la cual se intenta probar una cosa mediante otra, y esta segunda mediante la primera. Lo que viene a ser un circulo vicioso o la pescadilla que se muerde la cola, algo que el propio Aristóteles identificó hace 24 siglos (“Postular o tomar lo del principio es demostrar por sí mismo lo que no está claro o no es conocido por sí mismo, esto es: no demostrar”). La idea es que el principio de una demostración no puede apoyarse en la conclusión. Una cosa no puede ser probada por sí misma.

En un sentido general, el término dialelo se usa para referirse al paralogismo, es decir, un argumento o razonamiento falso que se plantea sin una voluntad de engaño, en que se cae cuando se introduce en la definición la palabra que se pretende definir o bien cuando se da como prueba de una proposición otra proposición que, a su vez, se prueba por la primera.

Es la eterna cuestión de ¿Que fue primero, el huevo o la gallina?, un círculo vicioso que resulta insoluble al existir dos circunstancias que son a la vez causa y efecto una de la otra y que actúan de manera recíproca quedando ambas sin explicación… o ambas explicadas, ya que no todo dialelo es falaz. Por ejemplo: “sube el paro, baja el consumo, por lo que se asustan los empresarios, que cierran empresas, por lo que baja más aun el paro”.

Se incurre en esta falacia de dos maneras:

La primera cuando se utiliza como premisa lo mismo que afirma la conclusión o algo cuya verdad depende de ella: “Juan esta borracho, y eso se debe a que ha bebido más de la cuenta” o “El opio produce sueño porque es soporífero. ¿Por qué es soporífero? Porque induce al sueño” o “Dios existe porque Dios dice que existe.”

La segunda manera, cuando utiliza como premisa algo cuya verdad no está probada. Por ejemplo, intentemos demostrar que Rajoy dice la verdad: “Supongamos que Rajoy no miente cuando habla. Rajoy está hablando. Por lo tanto, Rajoy está diciendo la verdad.”

La falacia aquí está en que el que intenta demostrar que Rajoy dice la verdad le pide a su audiencia que asuma que Rajoy dice la verdad, de modo que lo que acaba probando, falazmente, es que “si Rajoy no miente, entonces dice la verdad”. La conclusión obviamente no se sigue de la premisa sino que se asume de la premisa. Una cosa no puede ser probada por sí misma.

Otro ejemplo: “Todos los perversos han de ser castigados en este mundo o en el otro. Hay perversos que no son castigados en este mundo. Luego lo serán en el otro.”

Y repetimos, pa acabar, que no todos los dialelos o círculos viciosos son falaces, pues hay fenómenos que se retroalimentan y sólo se pueden describir o argumentar de manera circular: “La hipertensión arterial lesiona el riñón y la lesión renal produce hipertensión arterial” o “Si te votan muchos puedes ganar, y si puedes ganar te votan muchos”

Mas info y fuentes por aquí: http://es.wikipedia.org/wiki/Dialelo, aquí:http://es.wikipedia.org/wiki/El_huevo_o_la_gallina, aquí: http://es.wikipedia.org/wiki/Petici%C3%B3n_de_principio, aquí: http://perso.wanadoo.es/usoderazonweb/html/conten/arca/listado/petip.htm.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada